Ascega Hoy

El coronavirus no es el detonante de los bajos vacíos; habría que hacer un cambio de tuerca porque este agujero negro lo absorbe todo

Laura Abalde Bargiela y Lía Campos Puente son estudiantes de 4º curso del Grado de Ciencias Empresariales en la Facultad de Economía y Empresa de la Universidade da Coruña y autoras del estudio sobre locales vacíos en A Coruña que ha promovido Ascega con la colaboración de Asisa y Prefhorvisa. A través de las prácticas del grado, trabajaron durante dos meses en la asociación centradas en el informe y, tras acabarlo, se sienten muy satisfechas del resultado.

-¿Cómo llegáis a Ascega?

-Estamos acabando el grado de Ciencias Empresariales en la Universidade de A Coruña y teníamos dos asignaturas en las podíamos hacer prácticas externas. Enviamos nuestro currículum, nos hicieron una entrevista y entramos. Ahora nos quedan seis asignaturas y el Trabajo de Fin de Grado para acabarlo.

-¿Cómo fue la experiencia en la asociación a la hora de encarar el estudio sobre locales vacíos y cuáles eran vuestros miedos para hacerlo?

-Tuvimos total libertad a la hora de organizarnos, solo teníamos que tener el trabajo hecho. No tuvimos presión. Por otra parte, nunca habíamos hecho un informe, pero tuvimos suerte porque somos amigas desde la carrera, trabajamos al mismo ritmo. Fue más fácil porque tenemos confianza, podíamos decirnos ‘esto está mal’ o ‘esto me gusta’ o ‘cambiamos algo’. Más que hacer el estudio, nos asustaba escribirlo.

-¿Cuál fue el primer paso del estudio?

-De inicio, fuimos a buscar los locales, a ver qué había en el mercado, en los buscadores web y nos encontrábamos que se dirigían a inmobiliarias de A Coruña y de fuera. Así que nos fuimos metiendo una por una. Fue la parte más laboriosa, lo que más cansó. Era mucho trabajo y muy rutinario.

-¿Y después?

-Vimos lo que había en Internet y lo que había en las calles, hicimos un proceso de comprobación. Primero nos encontramos muchos en Google Maps y después fuimos a las calles, a comprobar tres calles con diferentes códigos y de ahí sacamos estimaciones.

-Vosotras no sois de A Coruña, ¿qué os pareció la situación?

-Nos dimos cuenta de la realidad que actualmente se estaba viviendo. Lo que más nos llamó la atención fue la calle Orzán, que está dedicada a los bares, al ocio nocturno. Cuando hicimos la comprobación, de día, nos dimos cuenta de que está todo cerrado.

-¿Cómo creéis que se podría revertir la situación?

-Ahora mismo, debido a la situación actual, habría que hacer un cambio de tuerca porque este agujero negro lo absorbe todo. Está muy complicado, sobre todo para hostelería, y las restricciones no ayudan. Las administraciones deberían poner más de su parte.

-Por lo que visteis en el estudio, no es una situación nueva, ¿no es así?

-No, tampoco era buena la situación antes; hay anuncios de más de un año. Obviamente con esta situación se incrementa, pero ya lleva años pasando. El coronavirus no es el detonante. Entre los motivos, puede ser el coste de la rehabilitación, los trámites legales… o que la gente los abandona y no se quieren acordar.

-¿En qué creéis que os ha ayudado esta experiencia?

-Estuvo bien porque somos las primeras personas que recibían a los socios y cada uno es de un ámbito diferente y te puedes interesar en un ámbito empresarial o en otro. También nos ayudó a hacer un informe, a ver lo que es. En definitiva, a meternos en el mundo empresarial de manera más práctica, porque es más real. En la carrera es siempre más teórico y no sabemos cómo se aplica y el mundo laboral es totalmente diferente.

-¿Cuál es vuestro proyecto de futuro?

-Lía: Mi idea es irme al extranjero a trabajar y volver, probablemente a Portugal, a hacer un máster.  Me iré a mejorar el inglés o idiomas que surjan y a meterme en el mercado laboral y ganar experiencia. Todas las empresas lo piden y me da igual que no sea un trabajo de lo mío. Y, después, me veo en cuestiones de desarrollo de proyectos, organización o administración y gestión de eventos.

-Laura: Mi idea está más verde. Quiero acabar la carrera este año y seguir formándome como persona, estar en constante aprendizaje. Me siento perdida con respecto a estudiar un máster porque he recibido muchas críticas sobre que solo ayudan a tener conocimientos genéricos. Me gustaría entrar en el mundo de la fiscalidad o algo acorde con contabilidad o auditoría.

scroll to top